miércoles, 21 de diciembre de 2011

Pizarnik - A la espera de la oscuridad

Seguimos subiendo poemas de una de las mejores escritoras argentinas, Alejandra Pizarnik.




A LA ESPERA DE LA OSCURIDAD




Ese instante que no se olvida
Tan vacío devuelto por las sombras
Tan vacío rechazado por los relojes
Ese pobre instante adoptado por mi ternura
Desnudo desnudo de sangre de alas
Sin ojos para recordar angustias de antaño
Sin labios para recoger el zumo de las violencias
perdidas en el canto de los helados campanarios.


Ampáralo niña ciega de alma
Ponle tus cabellos escarchados por el fuego
Abrázalo pequeña estatua de terror.
Señálale el mundo convulsionado a tus pies
A tus pies donde mueren las golondrinas
Tiritantes de pavor frente al futuro
Dile que los suspiros del mar
Humedecen las únicas palabras
Por las que vale vivir.


Pero ese instante sudoroso de nada
Acurrucado en la cueva del destino
Sin manos para decir nunca
Sin manos para regalar mariposas
A los niños muertos

lunes, 19 de diciembre de 2011

Raymond Chandler - El sueño eterno

Aunque no estuvimos posteando mucho durante este último tiempo vamos a subir un fragmento de la excelente novela de Raymond Chandler, El sueño eterno. El libro es un clásico, es la primer novela de Chandler y aquí pueden verse algunas escenas de la película donde actúa Bogart como el detective Marlowe. Debemos aclarar que Wilde es el juez, Cronjager el policía y el narrador es Marlowe. 








"Wilde hojeó el libro sin mover un músculo de su rostro; lo cerró y lo empujó hacia Cronjager. Éste lo abrió, miró un par de páginas y lo cerró con rapidez. Se veían en sus mejillas unas manchas rojas del tamaño de monedas de medio dólar.
- Mire las fechas que figuran en la primera página -dije. 
Cronjager volvió a abrir el libro y las examinó.
- ¿Y bien?
- Si es necesario -dije-, estoy dispuesto a declarar bajo juramento que este libro salió del local de Geiger. La rubia, Agnes, reconocerá la clase de negocios que hacía ese establecimiento. Es evidente, para cualquiera que tenga ojos, que esa librería era sólo una pantalla para algo. Pero la policía de Hollywood, por las razones que sean, permitía que operase. Me atrevo a decir que al Gran Jurado le agradaría conocer cuáles son esas razones.
Wilde sonrió y dijo.
- Los Grandes Jurados hacen a veces esas preguntas embarazosas en un vano intento oir averiguar por qué las ciudades están gobernadas como lo están.

martes, 6 de diciembre de 2011

Dos Nuevos Autores

Aqui las gacetillas, contacto, fragmento y agradecimientos a la gente que participó en nuestros últimos dos títulos, y los primeros de nuevos autores!



lunes, 5 de diciembre de 2011

Plenitud, Decrepitud... en Imprenta!

‎"Plenitud, decrepitud y algunas filtraciones intersticiales durante un parpadeo nocturno", primer poemario de Marcos Miquelez, ya está en imprenta. Aqui la tapa, cuenta con fotografías de Adriana Nava y Nicolás Sticotti, y fue prologado por Matias Oliva y Emiliano Balmaceda. Muchas gracias a todos los que participaron. 




Marcos Miquelez nació el 28 de abril de 1975 en Rufino, Santa Fe. Vivió en Ameghino y en la ciudad de La Plata, donde se recibió como Ingeniero Agrónomo. Años después fue a trabajar al Valle de Río Negro, a la ciudad de General Roca donde vive actualmente. Plenitud, decrepitud
y algunas filtraciones intersticiales durante un parpadeo nocturno es su primer poemario.

miércoles, 30 de noviembre de 2011

Presentación El Mono Enjaulado

Este sábado se presenta el Mono, muestra de fotografías de Franco Rasia, Mercedes Segade, Valeria Sestua y Gabriel Saie. Vengan!




domingo, 27 de noviembre de 2011

Un fragmento

Aquí un fragmento de Diciembre, de Tomás Cardoso. Próximamente vamos a subir las librerias donde se puede conseguir, o si quieren pueden escribir a editorial13x13@gmail.com y se los enviamos a domicilio. Esperamos que les guste. La fotografía es de Mercedes Segade
"Aquellas primeras semanas de diciembre en Gessell, viví dentro de una cáscara dentro de otra cáscara. Me despertaba la voz de gallo ebrio del policía retirado que me alquilaba una habitación, cada mañana a las seis de la mañana. Luego, ayudaba al novio de Alejandra en algunos trabajos de albañilería y jardinería hasta el mediodía. Entonces almorzaba la deliciosa comida que cocinaba ella, y me iba a caminar y dormir la siesta a la playa. A la tarde volvíamos a trabajar. Así en el televisor una imagen que no olvidaré. Vi la boca del
subterráneo, estación Plaza de Mayo, en llamas. Grandes lenguas de fuego subían las escaleras y lamían la calle. Era la segunda vez que veía el Apocalipsis por televisión. La primera vez había sido un par de años atrás, cuando en una estación de servicio de Constitución vi cómo Tyson le arrancó un pedazo de oreja a su contrincante en plena pelea. Aquella noche había tenido esa revelación que todo hombre siente alguna vez: que el mundo había enloquecido. El acto animal de Tyson era la primera señal. Cuando vi lo que sucedía en
Plaza de Mayo en el televisor de ese bar de Gessell, la sensación fue la misma. Buenos Aires había enloquecido. Ya nada podía volver a la normalidad después de que la boca del subte escupiera fuego."

miércoles, 23 de noviembre de 2011

El mono enjaulado - Tomás Cardoso

Estamos contentos en presentar el primer libro de un autor nuevo. Hablamos de Tomás Cardoso, y el libro de cuentos cortos: El mono enjaulado. Son 7 cuentos y es el primer título de la colección Geometria, de nuevos narradores contemporáneos. Esperemos que les guste. Tuvimos la suerte que hayan participado los fotógrafos: Valeria Sestúa.



domingo, 20 de noviembre de 2011

Los diez mejores libros para Leónidas Lamborghini

Gracias a Juan Ramón Novelli por haber subido la entrevista donde Leónidas Lamborghini repasa cuales son los mejores 10 libros de la literatura universal, ya que nunca esta de mas escuchar los imprescindibles de otro.



1. Martín Fierro / José Hernández
2. La Divina Comedia / Dante Alighieri
3. El Gato Escaldado / Nicolás Olivari
4. Los Siete Locos / Roberto Arlt
5. Los Lanzallamas / Roberto Arlt
6. Ulises / James Joyce
7. El Proceso / Franz Kafka
8. Alicia en el País de las Maravillas / Lewis Carroll
9. Las Flores del Mal / Charles Baudelaire
10. Flaubert y Baudelaire / Marcel Proust
11. Don Quijote de la Mancha / Cervantes
12. La Muerte de Virgilio /  Hermann Broch
13. Tierra Baldía / T.S. Eliot
14. Dos tomos de Poesía Gauchesca / Borges y Bioy Casares
15. Adán Buenosayers / Leopoldo Marechal

(En el video nos falta uno mas en el medio para completar los diez)
 (Si alguien lo logra escuchar, comente!)

Lanzallamas de Roberto Arlt

Fragmento de una parte del comienzo de la novela Los Lanzallamas de Roberto Arlt. Quién habla es El Astrólogo.



—¡Hum!… ya sé que esto no es agradable. Da frío en las espaldas, ¿no?… ¡Oh! hace años que me lo digo. Cierro los ojos y dejo caer mi alma desde cualquier ángulo. A veces como los periódicos. Mire el diario de hoy… —sacó una página de telegramas del bolsillo y leyó―. “En el Támesis se hundieron dos barcas. En Bello Horizonte se produjo un tiroteo entre dos facciones políticas. Se ejecutó en masa a los partidarios de Sacha Bakao. La ejecución se llevó a cabo atando a los reos a la boca de los cañones de una fortaleza en Kabul. Cerca de Mons, Bélgica, hubo una explosión de grisú en una mina. Frente a las costas de Lebú, Chile, se hundió un ballenero. En Franckfort, Kentucky, se entablarán demandas contra los perros que dañen al ganado. En Dakota se desplomó un puente. Hubo treinta víctimas. Al Capone y George Moran, bandidos de Chicago, han efectuado una alianza”. ¿Qué me dice usted? Todos los días así. Nuestro corazón no se emociona ya ante nada. Cuando un periódico aparece sin catástrofes sensacionales, nos encogemos de hombros, y lo tiramos a un rincón. ¿Qué me dice usted? Estamos en el año 1929.

jueves, 17 de noviembre de 2011

Pizarnik - Alicia en el país de las maravillas.

Este excelente texto de Alejandra Pizarnik, se llama "El hombre del antifaz azul" y es una reescritura de la primer escena de Alicia en el País de las Maravillas de Lewis Carroll.

El hombre del antifaz azul


Lo que no es, no es.
Heráclito

La caída


A. empezaba a cansarse de estar cansada sin nada que hacer.

No hace nada pero lo hace mal, recordó.

Un hombrecillo de antifaz azul paso corriendo junto a ella.

A. no considero extraordinario que el hombrecillo exclamara: -los años pasan; voy a llegar tarde.

Sin embargo, cuando el enmascarado saco de un bolsillo una pistola, y después de consultarla como a un reloj acelero el paso, A. se incorporo, y ardiendo de curiosidad, corrió detrás del ocultado, llegando con el tiempo justo de verlo desaparecer por una madriguera disimulada. Inmediatamente, entró detrás el.

La madriguera parecía recta como un túnel, pero de pronto, y esto era del todo inesperado, torcía hacia abajo tan bruscamente que A. se encontró cayendo -como aspirada por la boca del espacio- por lo que parecía ser un pozo.

O el pozo era muy hondo o ella caía con la lentitud de un pájaro, pues tuvo tiempo, durante la caída, de mirar atentamente a su alrededor y preguntarse que iba a suceder a continuación (¿a caso el encuentro del suelo con su cabeza?). Primero trato de mirar hacia abajo, para informarse del sitio donde iba a caer, pero la oscuridad era demasiado intensa; después miro a los lados y observo que las paredes del pozo estaban cubiertas de armarios llenas de objetos. Vio, entre otras cosas, mapas, bastones de caramelos, manos de plata asidas a un piano, monóculos, bracitos de muñecos, guantes de damas antiguas, un astrolabio, un chupete, un cañón, un caballo pequeñísimo espoleado por un San Jorge de juguete embistiendo a un dragón de plexiglás, un escarabajo de oro, un caballo de calesita, un dibujo de la palma de la mano de Lord Chandos, una salamandra, un niña llorando a su propio retrato, una lámpara para no alumbrar, una jaula disfrazada de pájaro... En fin, tomó de uno de los estantes una caja negra de vidrio pero comprobó, no sin decepción, que estaba vacía. No queriendo tirar la caja por miedo de matar a alguien que estuviera más abajo, la tiró igual.

-Después de una caída así, rodar por una escalera no tendría ninguna importancia- pensó.

Evocó escaleras, las más desgastadas, a fin de convocar muertos y otros motivos de miedos nocturnos. Pero se sentía valiente y no podía no recordar este verso: La caída sin fin de muerte en muerte.
¿Es que no terminaría nunca la caída? Seguía cayendo, cayendo. No le era dado hacer otra cosa. Recordó:

...Caen
los hombres resignados
ciegamente, de hora en hora, como agua de una peña arrojada
a otra peña, a través de los años,
en lo incierto, hacia abajo.

A. Comenzaba a sentir sueño; mientras seguía cayendo se escucho preguntar:

-¿Y qué pasa si uno no se muere? ¿Y qué muere si uno no se pasa?

Como no podía contestarse a ninguna de las preguntas, tanto daba formular una que otra. Sus ojos se cerraron y soñó que conducía un camión de transporte de antifaces.
De repente, se estrello contra un colchón. La caída había terminado.

-------------
Para leerlo completo: http://alejandrapizarnik.blogspot.com/2010/03/alejandra-en-el-pais-de-las-maravillas.html

viernes, 11 de noviembre de 2011

Grandes Comienzos - El Gran Gatsby

Segunda entrega, el comienzo de El Gran Gatsby del gran Francis Scott Fitzgerald. Hace unos días se lo puede ver en las librerías reeditado por una enorme editorial. El texto, narrado por el Nick Carraway resume el estilo de Fitzgerald y nos adentra en una historia donde el personaje que narra es solamente la excusa para hablar de Gatsby.


1

En mis jóvenes y más vulnerables años, mi padre me dio un consejo que desde aquella época no ha dejado de darme vueltas en la cabeza.
“Cuando sientas deseos de criticar a alguien” –me dijo- “recuerda que no todo el mundo ha tenido tus mismas ventajas.”
No dijo nada más, pero como siempre nos hemos comunicado bien a pesar de ser muy reservados, comprendí que quería decir mucho más que eso. En consecuencia, soy una persona dada a reservarme todo juicio, hábito que me ha facilitado el conocimiento de gran número de personas singulares, pero que también me ha hecho víctima de más de un latoso inveterado. La mente anormal es rápida en detectar esta cualidad y apegarse a las personas normales que la poseen. Por haber sido partícipe de las penas secretas de aventureros desconocidos, en la universidad fui acusado injustamente de ser político. No busqué la mayor parte de estas confidencias; a menudo fingía tener sueño o estar preocupado; o cuando gracias a algún signo inconfundible me daba cuenta de que se avecinaba por el horizonte la revelación de alguna confidencia, mostraba una indiferencia hostil. Y es que las revelaciones íntimas de los jóvenes, o al menos la manera como las formulan, son por regla general plagios o están deformadas por supresiones obvias. Reservarse el juicio es asunto de una infinita esperanza. Todavía hoy temo un poco perderme de algo si olvido que como lo insinuó mi padre en forma por demás pretenciosa, y yo de la misma manera lo repito-, el sentido fundamental de la buena educación es inequitativamente repartido al nacer.

miércoles, 9 de noviembre de 2011

Grandes Comienzos. Poderes Terrenales.

Vamos a inaugurar una nueva sección denominada, como se habrán dado cuenta, Grandes Comienzos. Aquí incluiremos en un principio novelas y quizá también algún cuento. Hoy presentamos a una de las más reconocidas novelas de Anthony Burgess, Poderes Terrenales.



1


Era la tarde de mi ochenta y un aniversario, y yo estaba en la cama con mi ganimedes, cuando anunció Alí que había venido a verme el Arzobispo.
- Esta bien, Alí –dije, en trémulo español, a través de la puerta cerrada del dormitorio principal-. Llevale al bar. Sirvele algo de beber.
- Hay dos, su capellán también.
- Bien, bien, Alí. Sírvele también algo a su capellán.
Me retiré hace diez años de la profesión de novelista. No tendrá más remedio que admitir el lector, sin embargo, si es que conoce algo de mi obra y se toma la molestia de releer ahora esta primer frase, que nada he perdido de mi vieja astucia para maquinar lo que se llama un impresionante principio. Pero no hay, en realidad, ninguna maquinación en el asunto. La realidad juega a veces en las manos del arte. Que tenía ya ochenta y un años no podía dudarlo siquiera: a lo largo de toda la mañana habían llegado telegramas de felicitación ractificándolo. Geoffrey, que estaba poniéndose ya sus estrechos pantalones de verano, era, digamos mi Ganimedes o amante masculino, además de mi secretario. El arzobispo era, desde luego, un arzobispo auténtico. La hora, poco más de las cuatro de la tarde de un día de junio maltés… el 23 para ser exactos y para ahorrar a los verdaderamente interesados la molestia de consultar el Who’s Who.
Geoffrey sudaba demasiado y estaba engordando muy de prisa (¿por qué digo muy de prisa? Geoffrey nunca hacía nada muy deprisa). La vida, creía yo, le resultaba demasiado fácil a aquel muchacho de treinta y cinco años. En fin, el momento de nuestra separación no podía demorarse mucho más, por la simple naturaleza de las cosas. Geoffrey no se sentiría muy complacido cuando asistiera a la lectura de mi testamento. Yo también lo haría por él, pero póstumamente, póstumamente.

Jean Luc Godard - Afiches

Vamos a subir algunos de los afiches de películas que más nos gustaron del director Jean Luc Godard. Ahora sólo resta ver las películas. Esperamos que les gusten y que elijan el que más le gusta.





martes, 8 de noviembre de 2011

Almafuerte - Avanti!

Un poema famoso de Almafuerte después sigue.




¡¡AVANTI!!

Si te postran diez veces, te levantas
otras diez, otras cien, otras quinientas...
No han de ser tus caídas tan violentas
ni tampoco por ley, han de ser tantas.

Con el hambre genial con que las plantas
asimilan el humus avarientas,
deglutiendo el rencor de las afrentas
se formaron los santos y las santas

Obsesión casi asnal para ser fuerte,
nada mas necesita la criatura.
y en cualquier infeliz se me figura
que se rompen las garras de la suerte...

¡todos los incurables tienen cura
cinco segundos antes de la muerte!

lunes, 7 de noviembre de 2011

Salvation Army

Seguimos con los consejos de Delia Pisadas y vamos a seguir subiendo letras de canciones. Si bien el tema ya se convirtió en un himno (o chiclé, según para quién) nos parece bueno mostrar una parte de la poesía de la canción. Según wikipedia, el Seven Nation Army era para Jack White la manera en que nombraban al Ejército de Salvación.




Seven Nation Army


I'm gonna fight 'em all
A seven nation army couldn't hold me back They're gonna rip it off Taking their time right behind my back And I'm talking to myself at night Because I can't forget Back and forth through my mind Behind a cigarette And the message coming from my eyes Says leave it alone Don't want to hear about it Every single one's got a story to tell Everyone knows about it From the Queen of England to the hounds of hell And if I catch it coming back my way I'm gonna serve it to you And that aint what you want to hear But thats what I'll do And the feeling coming from my bones Says find a home I'm going to Wichita Far from this opera for evermore I'm gonna work the straw Make the sweat drip out of every pore And I'm bleeding, and I'm bleeding, and I'm bleeding Right before the lord All the words are gonna bleed from me And I will sing no more And the stains coming from my blood Tell me go back home

domingo, 6 de noviembre de 2011

Scott Fitzgerald para Zelda

Un fragmento de otra carta de Fitzgerald a su esposa. Reminiscencias del Gran Gatsby. 




[...]
Pero, Cisne, flota suavemente porque eres un cisne, porque con la exquisita curva de tu cuello los dioses te concedieron un don especial, y aunque te lo fracturaras tropezando con algún puente construido por el hombre, se curaría y seguirías avanzando. Olvida el pasado, lo que puedas, y da la vuelta y nada de nuevo hasta mí, a tu refugio de siempre, aunque a veces parezca una cueva oscura iluminada con las antorchas de la furia. Es el mejor refugio para ti, da la vuelta despacio en las aguas en las que te mueves y regresa.
[...]

jueves, 3 de noviembre de 2011

Pappo - Llegará la paz

Otra gran canción de Pappo para arrancar el día. A todos los que no están en Argentina, les dejamos la biografía de unos de los músicos populares más importantes de nuestra historia. Norberto "Pappo" Napolitano.


Ese monstruoso que caminando va,
no se da cuenta que no tiene lugar;
y con el tiempo desaparecerá,
ese monstruoso, desaparecerá.

Las facultades y la electricidad,
en muy pocas personas las puedo encontrar,
y sin tu lamento podría continuar,
y en las estrellas podré resucitar;
sin pedir nada, sólo poder pensar;
que si nos ponemos todos de acuerdo,
llegará la paz.

Pappo - Insoluble


Una letra cortita, pero efectiva del gran Pappo. Insoluble


El sacerdote que brindó la misa para la moral;
no se dio cuenta que tenía grasa en el delantal

Por qué?, por qué?, por qué imaginé?!,
Por qué?, por qué?, por qué imaginé?!,
Por qué?, por qué?, por qué imaginé?!,
Por qué?, por qué?, por qué imaginé?!

No quiero que sigamos con la duda de que así esta bien
yo solamente tengo conclusiones de lo que pensé

Por qué?, por qué?, por qué imaginé?
Por qué?, por qué?, por qué imaginé?
Por qué?, por qué?, por qué imaginé?
Por qué?, por qué?, por qué imaginé

domingo, 30 de octubre de 2011

Un juego divino

"...hemos de tener siempre presentes que el arte es un juego divino. Ambos elementos el de lo divino y el de juego, son igualmente importantes. Es divino porque éste es el elemento en que el hombre se acerca más a Dios, convirtiéndose en auténtico creador por derecho propio. Y es juego porque seguirá siendo arte sólo en tanto se nos permita recordar que, en le fondo, todo es ficción que la gente del escenario, por ejemplo, no es asesinada de verdad [...] en el momento en que ese equilibrio se rompe tenemos, sobre la escena, un melodrama ridículo, y en un libro una descripción truculenta de, pongamos un caso de asesinato que estaría mejor en las páginas de un periódico. Y dejamos de experimentar esa sensación de placer y satisfacción y vibración espiritual, ese sentimiento combinado que es nuestra reacción al arte auténtico. Por ejemplo, no sentimos repugnancia ni horror ante el sangriento final de los tres mejores dramas de todos los tiempos: el ahorcamiento de Cordelia, la muerte de Hamlet, el suicidio de Otelo nos dan escalofríos, pero escalofríos que llevan en sí un elemento intenso de deleite. Ese deleite no procede de que nos alegremos de ver perecer a esas personas, sino simplemente de que gozamos con el genio abrumador de Shakespeare."

viernes, 28 de octubre de 2011

Nota en Tiempo Argentino

Le queríamos agradecer a Daniela Yaccar de Tiempo Argentino por la hermosa nota que escribió sobre las nuevas editoriales no convencionales.




Libros hechos a mano que tienen un incomparable sabor artesanal


Publicado el 27 de Octubre de 2011

Una de las formas de que dispone el libro con soporte papel para competir con el e-book es volverse un objeto, una pequeña obra de arte. Emprendimientos editoriales que les ponen un sello muy personal a las palabras escritas.

Tal vez sea uno de los libros más extraños del mundo, el que el año pasado publicó Ediciones Siempre de Viaje: era una inmensa sábana color lino con poemas escritos a mano, doblada como un pergamino. Ese amor por la rareza, la intención de revalorizar el libro en tanto que objeto (con su aura, su textura, su aroma) y el objetivo de difundir las producciones de escritores y poetas a los que se les dificulta hacerlo por otra vía están en la esencia de las editoriales artesanales, que se han multiplicado en los últimos años. Tocadesata, Ediciones Siempre de Viaje y Editorial 13 X 13 son algunos de los últimos ejemplos de un fenómeno que comenzó a germinar a mediados de los noventa, como consecuencia de la crisis de las editoriales nacionales, y que tiene exponentes bien conocidos –y tan disímiles– como Eloísa Cartonera o Clase Turista.
La lista sigue: Colección Chapita, Funesiana y Mancha de Aceite son nombres de algunas de las tantas iniciativas que se dedican a la fabricación de libros con la mano. Quien apunta la hipótesis de que “las editoriales artesanales van en aumento” es Karina Macció, escritora, docente y directora editorial de Ediciones Siempre de Viaje y Viajera Editorial, que antes pasó por un sinfín de proyectos de estas características. Evidentemente, ni el e-book ni la descarga de obras literarias por Internet han destronado al libro. “Desde lo artístico siempre hay una valoración de lo retro, de lo que se está perdiendo”, continúa Macció, que trabaja junto a Virginia Janza y Cecilia Maugeri. Desde esta mirada, el libro artesanal sería algo así como el vinilo del mundillo literario, con tiradas que no suelen sobrepasar los 200 ejemplares.
La propuesta que comanda Macció es más que una editorial de poesía y narrativa. Primero, en 2005, surgieron los talleres literarios que la tienen como docente, bajo el nombre de Siempre de Viaje, literatura en progreso. Luego, en 2008, aparecieron Viajera Editorial y Ediciones Siempre de Viaje, con el objeto de “dar difusión a autores que recién se inician”. Pese a que en un principio publicaban sobre todo alumnos de los talleres, luego el juego se abrió para autores sin vinculación con ellos. Siempre, la salida a la calle del libro se complementa con eventos literarios para darle un empujón. “Generalmente el autor está con mucho miedo de cerrar un conjunto de textos y mostrarlo”, subraya Macció. “La idea es armar un grupo, movernos, sostener la lectura del objeto. Que el autor se sienta acompañado.”
Aun con una tirada de 100 ejemplares por colección, Viajera Editorial –ya con once títulos en su haber– es la cara más tradicional de la propuesta del trío femenino. “El producto no se ve artesanal, sino profesional, porque hay formatos y colecciones establecidos”, define Macció. En cambio, los libros que se editan a través de la Colección Valijita de Ediciones Siempre de Viaje suelen ser rarezas y no van a parar a las librerías: necesitan de un encuentro “cara a cara” entre autor y lector. “Se trata de trabajar con el autor en un libro que imagina. Propone todo: diseño, formato y tipografía”, explica Macció. Libros guirnalda, mini-libros con papel reciclado y hasta sábanas: cualquier pedido es válido si se ajusta al contenido. Como mínimo, se fabrican 50 libros; como máximo, 200 (porque, dice Macció: “¡La confección puede ser agotadora!”). Acerca del libro como objeto artístico, la coordinadora de Siempre de Viaje apunta que implica “pensarlo como un todo, con un adentro no disociado de lo que está afuera”, en contraposición a la despersonalización de las propuestas comerciales.
Sobre eso también reflexiona Guillermo Flores, de Editorial 13 X 13, iniciativa que comparte hace dos años con Nazarena Vera: “Las editoriales grandes hacen lo que Nike con las remeras de fútbol: todos los libros son iguales”.

lunes, 17 de octubre de 2011

Verdad Absoluta y Verdad Relativa.

En esos momentos de tan sana discusión nos proponemos acercar un texto del científico estadounidense, Charles S. Peirce, supuesto fundador del pragmatismo y la semiótica. El texto es una interpretación de su teoría, extraído en parte de un teórico de la facultad.



"Para la construcción del conocimiento, existen dos estados: el de duda y el de creencia. Ahora bien, hay que tener cuidado y entender que no un pasaje de un estado al otro es irreversible, que no se vuelve al anterior. Todo lo contrario. Se está planteando que la humanidad, el Hombre con mayúscula, pasa permanentemente de un estado al otro, se detiene un tiempo en cada uno, según un conocimiento relativo de un objeto propuesto como Paradigma, Verdad Pública. Esos estados están relacionados con el conocer, el saber o el no saber. El estado de duda se vincula con el no saber. El no saber, en Peirce, está articulado con el no tener certeza. “Por creencia entiendo simplemente tener por verdadero un genuino real práctico, tener por verdadero ya se trata de lo que se crea que es la teoría atómica, o el hecho de que hoy es lunes, o que esta tinta es bastante negra, o lo que usted desee”. El estado de creencia se relaciona con la verdad relativa, con el saber relativo. ¿Qué es esto de saber relativo o verdad relativo? El saber absoluto (y por lo tanto la verdad absoluta) es propiedad de Dios (la infalibilidad es un atributo de la Divinidad). Lo que se nos está diciendo es que el hombre no tiene esa posibilidad de llegar a lo que él (Peirce) denomina saberes o verdades absolutos. Los conocimientos absolutos dan plena certeza: “esto es así y no puede ser de otra manera”. Dios es el poseedor de todas las verdades absolutas por eso no necesita de la semiosis, no necesita de los signos. El hombre no. El hombre solamente puede alcanzar verdades relativas”.

miércoles, 12 de octubre de 2011

Flia en Filosofia y Letras


Este viernes y sabado en la facultad de Filosofía y Letras se viene la 15va Feria del libro independiente (FLIA Capital). Vamos a estar ahi con nuestros libros y con toda la movida de editoriales independientes, revistas, autores, presentaciones. Vengan!

martes, 11 de octubre de 2011

Hurricane - Bob Dylan

Volvimos a escuchar la canción y nos pareció bueno compartir la letra. La canción cuenta la historia de Rubin Carter, un boxeador que fue condenado a cadena perpetua por un asesinato que no cometió. Aquí un poco de la historia de la canción, la cual tuvo que cambiar ciertas partes porque todos los personajes que intervienen eran reales. También se puede leer la traducción en español. 



Pistols shots ring out in the barroom night
Enter Patty Valentine from the upper hall
She sees the bartender in a pool of blood
Cries out "My God they killed them all"
Here comes the story of the Hurricane
The man the authorities came to blame
For something that he never done
Put him in a prison cell but one time he could-a been
The champion of the world.

Three bodies lying there does Patty see
And another man named Bello moving around mysteriously
"I didn't do it" he says and he throws up his hands
"I was only robbing the register I hope you understand
I saw them leaving" he says and he stops
"One of us had better call up the cops"
And so Patty calls the cops
And they arrive on the scene with their red lights flashing
In the hot New Jersey night.

domingo, 9 de octubre de 2011

Lamborghini - Tío Bewrkzogues

Uno de los mejores autores que leímos en los últimos tiempos. Mezcla de poesía, prosa violenta y trasnoche. El autor recomienda esta advertencia antes de leer, para no perderse tan facilmente. "Vamos a escribir unas cuantas frases para no entender, siguiendo el hilo desde el supuesto de entender." Osvaldo Lamborghini, autor del Fiord, del Niño Proletario, Sebregondi Retrocede, etc. Hace poco Editorial Mansalva publicó una biografía, aqui una reseña.



No se puede responder. No se puede responder. No se puede responder. 4) No se puede responder.
No se puede responder. No se puede responder. 3) No se puede responder. No se puede responder.
La estrangulé. La estrangulé con una corbata roja a pintas blancas. Después la poseyí. ¡Lo costosas que han sido estas nupcias! Oh madre, oh madre, oh madre. No se puede responder. 2) No se puede responder. No se puede responder. No se puede responder.
Papá mirame a los ojos. Cuando tenga una casita blanca, completa-blanca, juro que no la mancharé de sangre. Me cuidaré bien de hacerlo. Será una casita blanca perfecta sobre una loma verde y yo. Yo no asesinaré a nadie ahí. Salvo algún descuido o desliz. Este liz. A nadie ahí asesinaré. Matar es un disgusto. No mataré entonces en la casita blanca como la leche. Allí no habrá ninguna salpicadura de sangre, ningún huesito con la huella de mis dientes. Ni la gillete estará oxidada por causa oscura, ni nadie me vendrá con frases de cordel, el cordón de la cortina, la corbata. Cortar. Ni la frase ni el calibre de la frase. Tirale bajo, a las piernas no más alto. No haré nada malo allí. Matar. Por favor. No mataré a nadie más nunca más. Aunque no me den esa casita blanca. Puede ser simplemente un techo, aislado, desplazable, un sombrero, sí, un pedazo de poste común para apoyar la espalda. No. No mataré a nadie más. Concha. A los que aman a los locos y a los asesinos, yo digo, yo les enseñaría a andar amando. Dádmelos. Sí. No mataré a nadie más, me cortaré las manos antes de hacerlo. No voy a matar a ningún niño más por tentador que sea su cuerpiño: a ningún niño. Matar es un disgusto.
¡Matar, matar, matar es un digusto!
1) No se puede responder.
Papá, papaz, papaí, paisá, paisagrí. Paz y tardanza. 0) No se puede responder. Pero ya dije que no mataré nunca más a nadie. Chorreante de lágrimas cuando recibí el telegrama lloré como un. Un loco. Tíó Bewrkzogues ha muerto. Lloré. En el estilo más chileno. La muerte la tiene con otros. Yo corazón planchado en oro y guasca trenzada. El ex yo paradito y disimulado. Pero no: no mataré nunca más.
Abrieron el celular a la mañana. Abrieron otro celular. Del segundo abierto bajaron las mujeres. La moda era de cadenas arrolladas a la cintura. Bajaron del celular tintineando las cadenas, tin tin desde temprano. El primer abierto era de hombres. Bajaron. Y aquí estamos. Era eso. Allá él el que lo enfrente. Si éste es Pepe, perfecto: éste es Ramón. Cosa cosa, evidente. Dos y uno para el descarte. Mujeres con conchas. A una fila. Otra fila hombres . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .un vigilante hijogris. Cree que así debe ajustarme las esposas. Me lastima las muñecas inútilmente. Con un poco nomás basta. La cárcel tiene sus ventajas. Es preferible la cárcel estable a andar rondando de comisaría en comisaría. La ciudad no es cruel. Sólo un imbécil puede quejarse de una ciudad organizada. Todo está perfecto. Quiero estar solo en la casita blanca. Que no me dejen a nadie para no caer en la tentación. O sí, a muchos. Aunque no hay muchos. Ni uno.
Oh madre, el casamiento debió resolverse en el simple civil, seguido de un almuerzo entre los íntimos. Pero tú te obstinaste en las modas que tú llamabas modas napoleónicas. Te quitaste la sandalia de oro y adelantaste tu piecito para que yo lo besara, temblando. Tú te obstinaste. Sonreías en lo alto y yo crujía en lo bajo, luchando con la incomodidad de mi ropa de gala, el maldito espadín, la congestión de todos mis rasgos. Me puse a fumar, hice humo, y tú diste la orden de enganchar los caballos, a la moda, ibas con los pezones al aire, con el tul rozando. Oh madre. ¿Por qué has hecho nupcias tan costosas si tu hijo no puede permanecer erguido frente a ti?

jueves, 6 de octubre de 2011

CACA nº 4 ya salió



El número 4 de CACA historietas en proceso, el fanzine de Lucía Gómez acaba de salir. Lo vas a poder encontrar en el CC La vecinda o en la próxima feria del libro independiente. Nosotros ya tenemos el nuestro y es muy bueno.

miércoles, 5 de octubre de 2011

Ahora en Libreria Purr y Libros del Pasaje


Ya podés encontrar nuestros libros en dos de las más lindas librerías de Buenos Aires. Librería Purr y Libros del Paisaje. Búsquenlos y dense una vuelta que son lugares muy agradables y con excelentes propuestas. 

martes, 4 de octubre de 2011

Los personajes de la novela por Oscar Wilde

Muy buen extracto de La Decadencia de la Mentira de Oscar Wilde (Filosofía de lo superficial, Editorial 13x13, 2010) donde, como todo gran autor, criticando las falencias de los otros, Wilde nos deja partes de su teoría sobre cómo deben conformarse los personajes y donde se encuentra la unicidad de una persona.


La justificación de un personaje en una novela, no ésta en que las otras personas son lo que son, sino en que el autor es lo que es. De otra forma la novela no sería una obra de arte. En cuanto a Paul Bourget, el maestro de la novela psicológica, comete el error de imaginar que los hombres y las mujeres de la vida moderna son capaces de ser analizados en innumerables series de capítulos. A decir verdad, lo que es interesante de la gente de la buena sociedad (y Mr. Bourget casi nunca sale de Faubourg St. Germain, a no ser para viajar a Londres) es la máscara que cada uno usa, no la realidad que miente detrás de la Máscara. Es una humillante confesión, pero todos estamos hechos del mismo barro. En Falstaff hay algo de Hamlet, pero en Hamlet no hay ni un poco de Falstaff. El gordo caballero tiene sus estados de melancolía, y el joven príncipe tiene sus momentos de risa fácil.

Flannery O'Connor y el cuento

Flannery O'Connor es una de las grandes narradoras de norteamericanas del siglo pasado. Dos cuentos lo demuestran: La buena gente del campo y Todo lo que asciende debe converger. Próximamente los subiremos si los encontramos. Mientras, otro poco de teoría, o más que teoría, de opiniones sobre la práctica, ya que la escritura está más cerca del oficio que de la disquisición intelectual. 





Siempre he oído decir que el cuento es uno de los géneros literarios más difíciles; y siempre he tratado de descubrir por qué la gente tiene tal impresión respecto de lo que considero una de las formas más naturales y básicas de la expresión humana.
Aún me inclino a pensar que la mayor parte de la gente posee una cierta capacidad innata para contar historias; capacidad que suele perderse, sin embargo, en el camino. Por supuesto, la capacidad de crear vida con palabras es esencialmente un don. Si uno lo posee desde el inicio, podrá desarrollarlo; pero si uno carece de él, mejor será que se dedique a otra cosa.
No obstante, he podido advertir que son las personas que carecen de tal don, las que, con mayor frecuencia, parecen poseídas por el demonio de escribir cuentos. Estoy segura que son ellas quienes escriben los libros y los artículos sobre "como se escribe un cuento".
Un cuento es una acción dramática completa, y en los buenos cuentos los personajes se muestran por medio de la acción, y la acción es controlada por medio de los personajes. Y como consecuencia de toda la experiencia presentada al lector se deriva el significado de la historia. Por mi parte prefiero decir que un cuento es un acontecimiento dramático que implica a una persona, en tanto comparte con nosotros una condición humana general, y en tanto se halla en una situación muy específica. Un cuento compromete, de un modo dramático, el misterio de la personalidad humana.

sábado, 1 de octubre de 2011

Borges - El nacimiento de un texto

Seguimos con los consejos y las experiencias. Ahora vamos a ver que piensa Borges sobre la creación de sus textos, como los concibe, hacia donde va y como sigue. Nos parece importante porque tiene relación con algunas ideas de Wilde en "La Decadencia de la Mentira", de no escribir sobre tiempos actuales para poder alcanzar mayor libertad y realidad en el articifio. La pregunta que le hicieron fue: "¿Cómo nace un texto?"






Empieza por una suerte de revelación. Pero uso esa palabra de un modo modesto, no ambicioso. Es decir, de pronto sé que va a ocurrir algo y eso que va a ocurrir puede ser, en el caso de un cuento, el principio y el fin. En el caso de un poema, no: es una idea más general, y a veces ha sido la primera línea. Es decir, algo me es dado, y luego ya intervengo yo, y quizá se echa todo a perder.

jueves, 29 de septiembre de 2011

Carver - Escribir un cuento

Excelente artículo de Raymond Carver sobre el arte de narrar. Este es el famoso artículo donde dice que escribió cuentos porque no tenía la concentración para encarar el trabajo de una novela. Muy bueno e instructivo, esperamos que les guste o les sirva.





Allá por la mitad de los sesenta empecé a notar los muchos problemas de concentración que me asaltaban ante las obras narrativas voluminosas. Durante un tiempo experimenté idéntica dificultad para leer tales obras como para escribirlas. Mi atención se despistaba; y decidí que no me hallaba en disposición de acometer la redacción de una novela. De todas formas, se trata de una historia angustiosa y hablar de ello puede resultar muy tedioso. Aunque no sea menos cierto que tuvo mucho que ver, todo esto, con mi dedicación a la poesía y a la narración corta. Verlo y soltarlo, sin pena alguna. Avanzar. Por ello perdí toda ambición, toda gran ambición, cuando andaba por los veintitantos años. Y creo que fue buena cosa que así me ocurriera. La ambición y la buena suerte son algo magnífico para un escritor que desea hacerse como tal. Porque una ambición desmedida, acompañada del infortunio, puede matarlo. Hay que tener talento.